CESA
 
 
 

Entrevista a Grandes Líderes con el “súperministro”
 

Néstor Humberto Martínez, abogado y nuevo Ministro de Presidencia, o como algunos lo llaman, el “súperministro”, fue el invitado especial al último encuentro de Entrevista a Grandes Líderes del 2014 en el CESA - Colegio de Estudios Superiores de Administración.

Reportó la revista Semana, que el abogado “jugó un papel tan importante en la reelección, no solo en estrategia sino en financiación, que se convirtió de la noche a la mañana en el principal consejero del presidente” y que “por su combinación de talento jurídico, político y buen criterio se ha posicionado tal vez como el abogado más influyente del país.”

El Ministro, destacado líder en el sector público y privado, relató su testimonio de vida y lo que para él han sido las claves de éxito en una abierta presentación a los estudiantes de la institución. La primera, su feliz matrimonio con Claudia, su novia desde los 14 años.

Su padre, Humberto Martínez Salcedo, fue un reconocido humorista y periodista, imitador de voces y crítico sobre la vida política social. Martínez Salcedo es reconocido por sus personajes del Maestro Salustiano Tapias en Sábados Felices y el Maestro Taverita en Don Chinche, además por ser el fundador del célebre radioperiódico El Pereque, y por su trabajo en HJCK. Su madre, a quien describe como una Tolimense liberal-conservadora, fue víctima de la violencia y del desplazamiento.

“Tengo el privilegio de acceder a los más altos cargos de la actividad en la vida pública no por apellidos sino a partir de la formación.” Para Néstor Humberto, una sociedad que quiera ser igualitaria tiene que partir del acceso al conocimiento y a la información plural. “Hay una posibilidad de ascenso social real a partir del estudio” explicó, “yo soy hijo de clase media y desplazados, y la formación académica me abrió las oportunidades.”

Para el “súperministro” la preparación académica es una de las principales características de un líder, a la que les suma:

  1. El aprovechamiento de oportunidades.
  2. Fijarse objetivos, retos importantes y no perderse.
  3. La pasión por lo que se hace, es decir, dejar una huella inspirada por la satisfacción personal por lo que se esta haciendo.
  4. La humildad. 

Por último, el Ministro destacó la importancia del sentido filantrópico. “Cuando la vida le da a uno tantas oportunidades necesariamente hay que entregarse a los demás.” Aseguró que después de ser abogado personal de los empresarios más importantes de Colombia, optó por la opción de lo público, porque por primera vez siente que en el país están dadas unas condiciones que le dan la esperanza que las próximas generaciones vivirán un país reconciliado y enormemente potenciado.