La alianza de 3 privados para potenciar la articulación ‘tecnología, innovación y emprendimiento’ en el país

El CESA –Colegio de Estudios Superiores de Administración-, la firma británica Oxentia y la Fundación Bolívar-Davivienda, sellaron una alianza que tiene como propósito acelerar emprendimientos que signifiquen beneficios socioeconómicos tangibles para el país, pero que además puedan ser escalados en el ámbito internacional.

En esencia, la iniciativa de estos tres actores privados busca que el emprendimiento pueda poner en evidencia la innovación generada en los centros de investigación –que en muchos casos han sido apoyados con recursos públicos-, para ponerla a disposición del desarrollo de la sociedad.

Para tal efecto, estuvieron reunidos el rector del CESA, Henry Bradford Sicard; el presidente de la Fundación Bolívar-Davivienda, Fernando Cortés; y Tim Hart, Director de Desarrollo de Oxentia.

Aunque independiente, Oxentia es el centro de transferencia tecnológica de la Universidad de Oxford, y ahora tiene en sus radares apoyar varias iniciativas más allá del Reino Unido. Con 13 años de trayectoria y experiencia de consultoría en más de 50 países, se ha enfocado en asistencia para el desarrollo de negocios con potencial de traspasar fronteras por su componente de innovación.

Tanto Tim Hart, como Henry Bradford y Fernando Cortés convergen en que hay importantes resultados de investigación dentro de las universidades, pero muchas veces terminan en un paper o en una revista indexada. Esta unión pretende que ese contenido de ciencia, soportado en esos resultados y patentes, genere modelos de negocio que no solo deriven en ingresos –ya sea a través de licencias o empresas que se creen para tal fin- sino que además tengan impacto social positivo. Bajo dicho contexto, de lo que trata este proceso es de afinar la labor de las áreas de transferencia tecnológica de la academia.

Le recomendamos ‘Hay que pensar la economía del futuro y cómo blindarla del futuro’.

Uno de los puntos de partida de esta aceleración de negocios es la visión compartida sobre la innovación y el emprendimiento que tienen estas instituciones. Por un lado, el CESA con su experticia en cuanto al manejo de negocios (creación y gestión) y el relacionamiento empresarial cultivado a lo largo de más de cuatro décadas en el país. Por otro, el conocimiento de Oxentia sobre cómo esa tecnología de vanguardia debe gestionarse, comercializarse y multiplicarse con la red global de contactos que tiene Oxford. Y en cuanto a la Fundación Bolívar – Davivienda, por su experiencia en la realización de proyectos con impacto social y económico como Emprende País.

El modelo de aceleración de emprendimientos de base tecnológica busca desarrollar cada uno de los proyectos atendiendo sus necesidades particulares. Para acceder a la fase de aceleración, los emprendedores deben participar de la convocatoria, abierta durante seis semanas. De ser preseleccionados, pasarán a participar de un ‘bootcamp’ de tres días, en el cual se hará la selección final de los proyectos para entrar a la aceleradora. La convocatoria será a principios del próximo año.

Los negocios serán susceptibles de alistamiento para la inversión, tanto de públicos como de privados, incluyendo los de la red de inversionistas de Oxentia y de Oxford. El objetivo final, trasladar las invenciones a la industria y a la sociedad.

Explore el ABC para innovar en entornos cambiantes y de incertidumbre constantes. Un espacio académico que le dará pistas para potenciar la creatividad que se necesita ante inesperados escenarios de disrupción económica.