El consumidor: eje central del mercadeo

Por: Juan Carlos Briceño Trujillo, egresado del CESA y Director Ejecutivo THOM

Frecuentemente los directores de mercadeo están buscando nuevas tendencias para lograr ser parte de la historia en la revolución mediática. Por tanto, la pregunta más común es: ¿y ahora que seguirá? Sin duda, es una labor proactiva y honesta de los marketeros, quienes por naturaleza quieren ser innovadores, creativos y estar en sintonía con el “estado del arte”.

En este torrente de impactos publicitarios y cambios tan fuertes, no hay tiempo para definir cuáles son las preguntas correctas que un marketero debe hacerse, por el contrario, van de un lado para otro y en muchas ocasiones sin rumbo o mejor, perdiendo el rumbo por estar aprendiendo y ejecutando tendencias que a veces no van con la marca, ni con los objetivos corporativos de la organización.

Entonces, la invitación es a pensar en el consumidor y en sus necesidades, para identificar cómo nuestro producto o servicio puede satisfacer eficientemente esos deseos latentes, aunque con la rapidez del mundo moderno tiende a pasarse rápido y sin mucho análisis.

Se debe volver a la esencia, back to basics, para tomar al consumidor como eje central del mercadeo, con productos diferenciales claros, concretos y tangibles, y así buscar el storytelling de su marca. Está demostrado, que las mejores marcas existen porque han logrado transmitir y enamorar a sus clientes con una historia cautivadora, ejemplo de esto, la historia de Apple, que aunque ha tenido errores en algunos de sus productos, éstos han sido perdonados fácilmente.

Si la base de una marca no está perfectamente cimentada, por más medios que el departamento de marketing quiera gestionar, la marca no va a lograr sobrevivir a la feroz competencia en la que hoy vivimos. Lo mejor es detenerse y hacerse preguntas que sean detonantes para el plan de acción que su empresa, marca y producto están viviendo.

¿Quién es mi cliente potencial?

¿Qué hace mi cliente potencial?

¿Cuál es la esencia de mi marca?

¿Cuáles son los diferenciales?

¿Cuál es el posicionamiento actual?

Hay muchas preguntas que seguramente su marca debe responder. Antes de pensar si es Facebook, Twitter, Instagram, Snapchat, Pinterest, Tumbr, Flick… hay que volver a la esencia del marketing!