Noticias
Noticias
Noticias
previous arrownext arrow
Slider

Más información

Los 5 pasos ineludibles en el emprendimiento

Como lo han ratificado estudios, el emprendimiento se puede aprender. Por tanto, es susceptible de que esté alimentado por procesos, métodos, procedimientos, buenas prácticas.

Y en todos y cada uno de dichos componentes hay una serie de pasos mínimos que ningún emprendedor debería pasar por alto.

En esencia y de manera general, el emprendimiento está compuesto por cinco fases o etapas: la identificación de una problemática, ideación, testeo o validación, constitución del ‘Product Market Fit’, y crecimiento y escalabilidad.

A continuación, abordaje simple de los pasos mínimos en el emprendimiento.

Fases-o-pasos-en-el-emprendimiento-analisis-de-problemasLa identificación del problema

Se trata de ser sensible para detectar una anomalía o necesidad que esté demandando el mercado.

Los mayores expertos en emprendimiento convergen en que el hacer esfuerzos para cubrir ese “dolor” de los consumidores se convierte en una de las grandes posibilidades para los emprendedores.

De hecho, mucho se habla de apuntarle a la base de la pirámide, donde pueden estar las necesidades más apremiantes y, por ende, donde se multiplican las oportunidades.

La obra del escritor Steven Johnson, uno de los mayores divulgadores sobre ciencia, tecnología e innovación, hace hincapié en este aspecto.

En su célebre y recordada charla TED sobre “de dónde provienen las buenas ideas”, pone el ejemplo de cómo en un pueblo africano, ante la falta de recursos para incubadoras, y en todo caso, para su costosa reparación, que incidía en la mortalidad infantil (el problema), se aprovechó una extraordinaria capacidad existente en el lugar.

En efecto, la gran fortaleza era el consistente y buen funcionamiento de las camionetas, el medio a través del cual se dinamizaban la mayoría de las actividades de la población.

Lo que se explotó fue la oportunidad de ensamblar ese tipo de artefactos, las incubadoras, con los repuestos de los vehículos, mucho más económicos que los de cualquier incubadora de 40.000 dólares. Al fin de cuentas lo que proliferaba y funcionaba óptimamente. Los beneficiados: los recién nacidos en medio de las precariedades.

Una de las tantas lecciones de dicho episodio, como lo es no desperdiciar recursos, es que se puede hacer mucho, con poco, y de gran impacto (dado que se resuelven problemas), hecho que se conoce en el ámbito del emprendimiento como innovación frugal.

(Le recomendamos: Por qué apostar por una innovación frugal).

Así las cosas, de lo que se trata es de moverse a través de esos hallazgos, también conocidos como ‘insight’, que es aquello que permite evolucionar en ideas que den paso a un emprendimiento, conceptúa el ingeniero y magíster en Antropología Alejandro Gómez Cano, docente de emprendimiento del CESA.

En tanto haya soluciones viables y asequibles ante problemáticas, habrá receptividad para adquirir esa solución que resuelve un aspecto de la vida.

fases-o pasos-en-el-emprendimiento-ideacionIdeación

Tras ese ejercicio de descubrimiento (problemas, anomalías), el emprendedor está llamado a poner sobre su mesa posibles soluciones. Es este ejercicio de conformación de alternativas lo que se conoce como ideación.

Para Alejandro Gómez, empezar procesos de ideación sin hacer una adecuada identificación del problema puede ser tan efectivo como pescar con dinamita.

“Es mucho más enriquecedor un proceso de ideación cuando existen esos ‘insight’ muy claros que le sugieren al emprendedor el reto que podría resolver”.

A partir de ese momento, el emprendedor empieza el ejercicio de ideación, en el cual le da paso a lo que se conoce como prototipo conceptual.

Muy a menudo, este prototipo conceptual es algo etéreo e intangible. Aun así, le permite al emprendedor testear esa posible solución con clientes o consumidores a través de encuestas, entrevistas, focus group, observación participante, herramientas comunes en la etnografía.

Validación

Uno de los aspectos que más abruman a los emprendedores, a quien lo acompaña de forma latente el pálpito de que tiene la solución en sus manos, es el afán de empezar a vender.

Sin embargo, entre la idea y facturar hay un punto intermedio que es validar, quizás el verbo rector del emprendimiento.

Comparable con lo que es el método científico, validar es, en esencia, un proceso de experimentación en el que se someten a prueba las hipótesis formuladas.

Las pruebas no son más que una constante iteración en la que el emprendedor está construyendo prototipos y los está validando constantemente en el mercado. Hace mejoras en ellos, a veces en innumerables ocasiones, y de nuevo valida en el contexto.

(También: Formación en emprendimiento aumenta las probabilidades de éxito)

Lo que ocurre es una comunicación bidireccional con el mercado, constante, con el propósito de entender qué es lo que les genera valor a los clientes.

En la actualidad, gracias a la tecnología y avances en lo digital, estas validaciones son mucho más rápidas.

Conceptos como diseño de experimento, correr experimentos, testeo, comparaciones, entre otros, son los que permiten a los emprendedores avanzar de manera más expedita a como avanzarían en otro tipo de escenarios con comités, sistemas de aprobación o presupuestos anuales, habituales en esquemas empresariales.

Sin embargo, una de las mejores decisiones que puede tomar un emprendedor, por maduro que esté su producto o servicio, es jamás dejar de hablar con los consumidores. “El día en que dejamos de hablar con los clientes, es el principio del fin”.

Validar es entonces uno de los pasos ineludibles en el emprendimiento.

‘Product Market Fit’: satisfaciendo una fuerte demanda del mercado

Una vez con un producto o servicio en el mercado que resuelve el problema tal como había sido esquematizado, este debe ser cobijado por un modelo de negocio, caracterizado idealmente por contar con componentes innovadores.

“Ningún producto o servicio es capaz de defenderse por sí solo en el mercado”, afirma Gómez.

Por tanto, resulta indispensable saber diseñar el mejor modelo de negocio para que dicho producto o servicio resulte más exitoso.

Fases-o-pasos-en-el-emprendimiento-atraer-clientesEs a través de este diseño como se llega a lo que se conoce como ‘Product Market Fit’, que es el grado en el que el bien o servicio satisface una fuerte demanda del mercado.

Si bien la validación brinda la información clave para hallar la solución que se articula con lo que demanda el mercado, muy a menudo el producto o servicio está por crearse.

A través del ‘Product Market Fit’, explica el docente, se da ese paso en el que “ya se puede entregar un producto o servicio bajo un proceso automatizado de venta para poder llegar a un mayor número de clientes y tomar una posición interesante en el mercado”, explica.

Escalabilidad y crecimiento

Tras esa oportunidad tangible, el modelo de negocio entra en una fase de crecimiento.

Dependiendo del modelo de negocio diseñado se puede hablar de escalabilidad, proceso en el que las empresas son capaces de abrir mercados “casi que de manera orgánica”.

No obstante, existen otros matices de crecimiento como son la expansión y la internacionalización, en el que el emprendedor deber ser consciente de esos nuevos desafíos que está afrontando o por afrontar.

En este sentido, el emprendedor “debe preguntarse qué tanto puede seguir creciendo en su entorno natural, y qué tanto debería explorar nuevos mercados, donde se pueden visualizar las mismas oportunidades del inicio”.

Inversión, transversal en los pasos del emprendimiento

Alejandro Gómez Cano subraya que en medio de todo el proceso hay un componente transversal que es el de la inversión.

En efecto, suele ser común que en las distintas etapas el emprendedor esté con la necesidad de obtener capital de financiación para avanzar en su modelo de negocio.

Figuras como capital semilla, ángeles inversionistas, entre otras, aparecen a lo largo del viaje del emprendedor que, a la manera de Campbell, es el viaje del héroe.

En la siguiente entrega, la dinámica de las aceleradoras.

0 Comments

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Acreditaciones y Reconocimientos